Componentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de Cantabria, han procedido a instruir diligencias en calidad de investigado, a un varón de 23 años, como presunto autor de los delitos de lesiones por imprudencia y contra la seguridad vial por conducción temeraria, en relación con un accidente de circulación con cuatro personas heridas de diferente consideración.

Sobre las 3,45 horas del pasado 23 de octubre, en la carretera CA-142, a la altura de Santa María de Cayón, tuvo lugar una colisión frontal entre dos vehículos, con el resultado de tres heridos graves y uno leve, evacuados todos ellos al Hospital Universitario Marqués de Valdecilla de Santander.

De la investigación del accidente se hicieron cargo componentes del Equipo de Atestados de la Guardia Civil de Tráfico de Torrelavega, observando en el lugar de siniestro, indicios suficientes que apuntaban a  una posible conducción temeraria por parte de uno de los conductores.

Uno de los vehículos había invadido el sentido contrario al de su marcha, en una curva de reducida visibilidad, de noche y con la calzada mojada, llegando a colisionar con el otro que circulaba correctamente en sentido Selaya.

En cuanto a los heridos, del vehículo que se presume invadió el carril contrario, tuvieron que ser evacuados en ambulancia dos de los ocupantes y el conductor, este último en estado leve, y del otro vehículo, su conductor.

Finalmente y concluidas las diligencias, en esta semana se ha investigado al conductor del vehículo que circulaba irregularmente, como presunto autor de un delitos de lesiones por imprudencia, y contra la seguridad vial por conducción temeraria.

Desde la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil de Cantabria, se recuerda en estas fechas de desplazamientos por las fiestas navideñas, que lo más importante es poder regresar a casa. Para ello no se conducirá si se ha consumido alguna sustancia que altere las condiciones psicofísicas, se tendrá precaución ante las condiciones climatológicas adversas, se respetarán las normas de circulación y se mantendrá la atención permanente a la circulación.