La Guardia Civil de Cantabria ha procedido a la detención de un hombre de 40 años de edad y vecino de Bizkaia como presunto autor de un delito contra la salud pública, al ser responsable de una plantación de tipo “Indoor” localizada en un piso ubicado en una urbanización de la localidad de Castro Urdiales.
El pasado día 7 de mayo, y dentro de los diferentes dispositivos de control de movimientos de personas entre las provincias de Cantabria y el País Vasco, se detuvo al reseñado, que transportaba en el maletero del turismo que conducía, un total de 105 plantas de marihuana preparadas para ser trasplantadas.
Ante tales hechos, los agentes sospecharon que tales plantas estuvieran dirigidas a alguna plantación, por lo que pusieron en marcha una operación con el fin de localizarla.
Tras diferentes indagaciones, se localizó un piso en la localidad de Castro Urdiales, alquilado por el detenido, y que frecuentaba de manera esporádica desde la provincia limítrofe.
Una vez que los investigadores tuvieron suficientes indicios que apuntaban a la existencia de una plantación de marihuana en su interior, se llevó a cabo, el pasado día 1 de marzo una entrada y registro.
En dicha actuación, se comprobó la existencia de una plantación “Indoor”, distribuida en el salón y en dos habitaciones. Una de las estancias estaba acondicionada para el secado de la marihuana, mientras que las otras dos, albergaban plantas en diferentes estadios de crecimiento.
Gracias a esta intervención se han logrado intervenir más de 7 Kg tanto en plantas como en cogollos.
Al día siguiente, los agentes detuvieron a esta persona como presunto autor de un delito contra la salud pública.