La Guardia Civil de Cantabria ha procedido a la detención de un hombre de 51 años y vecino de San Felices de Buelna, como presunto autor de un delito de homicidio en grado de tentativa, ya que tras esgrimir un escoplo, asestó dos incisiones a otro hombre con el que mantenía una disputa.
Por las lesiones que presentaba la víctima, tuvo que ser trasladado en primer lugar al Hospital Sierrallana de Torrelavega y posteriormente al Hospital Universitario Marqués de Valdecilla, donde quedó ingresado. Una de las incisiones alcanzó a uno de los pulmones.
Agresor y víctima, un varón de de 39 años de edad, residen en la misma calle de San Felices de Buelna, y el sábado 20 de febrero, sobre las 22.00 horas, se encontraron ambos en la vía pública, momento en que se hicieron diferentes recriminaciones.
El presunto autor de la tentativa de homicidio, regresaba de pasear en compañía de su madre de 75 años de edad, la cual fue empujada por el otro hombre durante esas recriminaciones, causándola lesiones. Acto seguido ambos hombres comenzaron una pelea, que interrumpieron para marcharse a sus domicilios.
Regresaron armados
Según lo averiguado por los guardias civiles encargados de la investigación, esa interrupción sirvió para que cada uno de ellos se armase, regresando uno con una vara de madera y el otro con un objeto punzante, que resultó ser un escoplo.
Nuevamente en la vía pública se agreden mutuamente, resultando uno de ellos con dos incisiones producidas por el escoplo, lo que le llevó a ser trasladado de urgencia a un centro hospitalario.
Una vez que la Guardia Civil fue avisada de lo sucedido, tras unas primeras indagaciones, esa misma noche procedieron a la detención del presunto autor de la tentativa de homicidio, interviniendo igualmente el escoplo que pudo haber utilizado en la agresión.
Tras su detención, los propios agentes le llevaron al Centro de Salud, para que le trataran de las lesiones que presentaba en cuello y rodilla, producidas durante la reyerta por el otro hombre.
Una vez dado de alta el varón que recibió las incisiones con el escoplo, y tras las diferentes indagaciones realizadas por la Guardia Civil, se ha procedió a investigarle como presunto autor de un delito de lesiones, causadas tanto a la mujer de 75 años, como al hijo de esta y presunto autor de la tentativa de homicidio.